Inicio Guanajuato Para rescatar el valor cultural e histórico de Guanajuato se impulsa la...

Para rescatar el valor cultural e histórico de Guanajuato se impulsa la delimitación geográfica del “Camino Real de Tierra Adentro”

Compartir

Guanajuato, Gto., a 14 de junio de 2018.- El Pleno del Congreso local exhortó al titular del Poder Ejecutivo Federal, a efecto de que, a través del Instituto Nacional de Antropología e Historia y la Secretaría de Turismo realicen acciones coordinadas que permitan delimitar geográficamente el «Camino Real de Tierra Adentro» en el Estado de Guanajuato, a fin de recuperar el valor cultural e histórico que éste representa y constituirlo en una ruta turística de cohesión social, económica e histórica.

El diputado Juan José Álvarez Brunel hizo uso de la tribuna para hablar a favor del dictamen, y refirió que se busca “que se convierta en una poderosa ruta turística, que permita avanzar en el rescate del patrimonio cultural e histórico de Guanajuato, generando al mismo tiempo beneficios económico y sociales para miles de familias guanajuatenses”.

“Para este fin, tomamos como punto de partida aquellos lugares reconocidos por la UNESCO como Patrimonio Cultural de la Humanidad y que forman parte del Camino Real de Tierra Adentro, considerando tanto su situación actual como las acciones que permitan su incorporación inmediata a las rutas turística existentes y a constituir”, apuntó.

Cabe recordar que de acuerdo con la UNESCO, “El Camino Real de Tierra Adentro” constituye una parte de la Ruta Real Intercontinental Española desde la Ciudad de México hasta Santa Fe.

“Sin duda que trabajaremos en la protección y difusión de los lugares ya reconocidos por la declaratoria de la UNESCO, y en el impulso de su desarrollo ordenado y sostenible”, remarcó el diputado Juan José Álvarez Brunel.

En una segunda intervención en tribuna, el diputado Juan José Álvarez Brunel, recordó la celebración del bicentenario del natalicio de Ignacio Ramírez “El Nigromante”.

El Legislador destacó finalmente que “’El Nigromante’ se destacó por sus razonamientos políticos, filosóficos o teológicos y los defendió con valentía y fortaleza; no le tuvo miedo a la polémica y a la crítica, en una época donde esas cualidades podían llevar rápidamente a un periodista a la ruina y a la muerte; no solo criticó desde la tinta, sino que se esforzó en construir desde el servicio público y la vida política”.